Ponga un pie en su destino (por Razón y Revolución)

El próximo 14 de agosto, en las elecciones Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias, no se vota cualquier cosa. Los medios de comunicación nos quieren hacer creer que el destino profundo de la Argentina se decide en la disyuntiva entre Cristina y Alfonsín (o Duhalde o Binner). Eso no es cierto. En realidad, una elección así decide muy poco. Candidatos del régimen, responden a los requerimientos del capital. Ambos, oficialismo y oposición, representan lo mismo. Ambos van a ajustar las tarifas. Ambos van a ampliar el trabajo en negro y la tercerización. Todos los candidatos de la clase dominante (que incluye a Binner y a Proyecto Sur) se pronunciaron por la represión a los reclamos. Quieren lo mismo porque son lo mismo.

Las organizaciones que conforman el Frente de Izquierda y de los Trabajadores representan otra cosa. Son quienes han combatido en defensa de las condiciones de vida de la clase obrera: por sus salarios (Santa Cruz, docentes), contra los despidos (Casino), contra la flexibilidad (Kraft), por la reducción de horas de trabajo (subte), contra la tercerización (FF.CC.), por la vivienda (Indoamericano, Jujuy), por la salud pública (Hospital Francés, Garrahan) y por la educación pública (FUBA, secundarios). Son los que luchan por los derechos sociales y políticos: contra los resabios del proceso militar (Julio López, Silvia Suppo), las mafias policiales (Luciano Arruga) y las patotas (Mariano Ferreyra). Son las mismas organizaciones que sí enfrentaron a Duhalde en 2002, mientras Néstor y Cristina ampraron a los asesinos de Puente Pueyrredón (Aníbal Fernández, Capitanich, Soria).

Se trata de una posición que, si siempre y en toda sociedad es necesaria, hoy resulta imprescindible en el contexto de la gran crisis mundial del régimen del Capital –cuyos coletazos ya van empezando a sentirse en América Latina y la Argentina- y de la crisis política nacional. Las fuerzas políticas pro-patronales del actual sistema político argentino no son la solución a los problemas de fondo del país: son parte del problema. Sean más o menos “progresistas” o reaccionarias, liberales” o conservadoras, sean cuales fueren sus diferencias, están comprometidas en el mantenimiento del statu quo  actual. El FIT no.

Los partidos que conforman el frente no tienen que probar que hacen lo que dicen. Son los que pusieron el cuerpo y la sangre. Fueron protagonistas en todos los hitos emblemáticos en estos años. Cada uno de ellos, los encontró defendiendo a los trabajadores. Cada uno, contra el gobierno. En todos, estuvieron juntos y mostraron su capacidad de entrega, su coraje  y su calidad militante. No son una bolsa de gatos. Expresan una confluencia lógica: el socialismo. Todo aquel que crea que el capitalismo debería ser eliminado para dar paso a una vida digna, todo aquel que esté dispuesto a poner un pie en su destino tiene que dar su voto a la izquierda revolucionaria.

 

Anuncios

Acerca de asambleafit

Blog de la Asamblea de intelectuales, docentes y artistas en apoyo al Frente de Izquierda y de los Trabajadores
Esta entrada fue publicada en Debates. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s